Jul, 2021.- Preparó su mochila, las besó y miró nuevamente atrás, solo para llenarse de ellas, de esas miradas que lo acompañarán tras cruzar la puerta, de aquel abrazo conciliador que le servirá de aliento allí donde la utilidad y el deber convocan.

Cargó consigo el amor, la promesa de cuidarse para volver a estar en casa, para tener en brazos a su pequeña y acompañar a su esposa.

Extraña a sus padres, quiere regresar sana para ver a su abuela, tener una de esas peleas casuales de hermanos y sentir la mirada tierna y orgullosa del abuelo.

Luego de un año anhela el reencuentro con los amigos, el compartir cercano a risa descubierta, los espacios grandes pero apretados de motivos para celebrar.

Le embargan muchas emociones pero se apresta a entrar y se le agrupan los recuerdos, todos los anhelos, y también los temores. Un año atrás no podría imaginar poner a prueba su valía en tiempos tan difíciles, pero allí está lista o listo para ayudar.

Carga bajo la piel una gran responsabilidad, asume una labor importante, apoya en zona roja la lucha por la vida.

Quizás no conoce a muchos, tal vez a ninguno, pero quien se atreve a cuestionar afinidades cuando al servicio de la salud se pone la solidaridad.

No, no les conoce pero los sabe madres, padres, tíos, abuelos, abuelas, hijos, amigos, conoce que afuera les espera como a ellos gente que les quiere bien, que sufre su enfermedad e incluso la pérdida de alguien querido.

Puertas adentro de la sala lo más importe es acompañarles y aunque las palabras de aliento no sean suficientes abrir una página al alma desde la esperanza y el trato afectuoso es la mejor medicina.

No esconden los temores, mis héroes de pocos años conocen los riesgos pero se muestran seguros, bajo los trajes de protección también afloran las motivaciones de un mañana mejor, de verles partir recuperados, de días sin pandemia.

Nunca 15 jornadas fueron tan agotadoras ni parecieron tan cruciales, tampoco fueron en cuenta regresiva tan despacio y 24 horas en vigilia significaron tanto compromiso pero ahí están, con el reto cumplido y el relevo garantizado.

Así escriben su historia cientos de jóvenes, también, nueviteros que a lo largo de toda la Isla han puesto corazón y empeño a la fuerza de un país, a prueba de valía y confianza, a criterios de voluntad y heroísmo.

Se suma otro grupo de valientes de la Filial de Ciencias Médicas para el enfrentamiento a la COVID-19 en zona roja.#CubaSalvaVidas. #OrgullosNueviteros

Publicado por Bismar Hernandez en Lunes, 26 de julio de 2021

#HistoriasDeVida❤️/ Yoelsy y Rainer desde zona roja😷💪: hay que vivir la experiencia para saberlo ✍️📞👇👇👇 “Es muy difícil,...

Publicado por Radio Nuevitas en Martes, 20 de julio de 2021

#CONFIRMADO🧐/ El arte🎼🎭🩰 en todas sus manifestaciones acompañará en #Nuevitas🇨🇺 la próxima vacunación poblacional...

Publicado por Radio Nuevitas en Jueves, 15 de julio de 2021

#HistoriaDeVida❤️/ Evelyn y Jaime, unidos en el amor, son otros de esos rostros anónimos tras los trajes de protección,...

Publicado por Radio Nuevitas en Jueves, 8 de julio de 2021

Desde zona roja Jorge Sanmy y Giselle, un matrimonio de jóvenes estudiantes pero ambos con el propósito común de...

Publicado por Bismar Hernandez en Miércoles, 21 de julio de 2021

#HistoriaDeVida❤️/ Como periodista me ha tocado, desde inicio de la pandemia, contar historias, mostrar vivencias,...

Publicado por Radio Nuevitas en Lunes, 14 de junio de 2021

#HistoriaDeVida❤️/ Salvar puede parecer una palabra inmensa, de otro planeta para las personas comunes, pero el...

Publicado por Radio Nuevitas en Jueves, 3 de junio de 2021

#HistoriaDeVida❤️/ ¿Qué contó a Radio Nuevitas🇨🇺📻📲 Yadel Camilo Mestre? 👉👉👉“No es de extrañar que la disciplina...

Publicado por Radio Nuevitas en Sábado, 1 de mayo de 2021