Ago, 2020.- El dengue es una infección aguda causada por un virus que se transmite por la picadura de mosquitos infectados que puede dañar a cualquier grupo de edad y según bibliografía especializada señala que constituye un problema creciente en el continente americano.

En la actualidad, más de la mitad de la población mundial tiene riesgo de contraer la enfermedad. Cada año se producen más de 390 millones de casos en el mundo, de los cuáles 500 mil corresponden a la variedad más grave, el dengue hemorrágico, que causa unas 25 mil muertes.

Si algo no puede olvidar un ser humano es cuidar de su propia salud, mucho más cuando el planeta enfrenta una pandemia que ha arrebatado tantas vidas.
Otra realidad es la resistencia del mosquito Aedes aegypti a permanecer en la cotidianidad de las personas.

El Ministerio de Salud Pública en la mayor de las Antillas informó que las provincias de mayor infestación son Holguín, Santiago de Cuba, Sancti Spíritus, Las Tunas, Pinar del Río y Camagüey.

Con el propósito de eliminar esta enfermedad cada 26 de agosto se celebra el Día Internacional contra el Dengue.

El doctor Francisco Durán García, director nacional de Epidemiología del Ministerio de Salud Pública, instó a la población a no descuidar en el contexto de la COVID-19 la lucha activa contra el vector, transmisor también de la fiebre amarilla, el chikungunya y el zika.

Exhortó, además, a mantener la vigilancia sobre los criaderos del mosquito en casas y centros laborales.

En Nuevitas, el índice de infestación es elevado, aunque en las últimas semanas se percibe una disminución en el número de casos, no así en el consejo popular Camalote que presenta un incremento, de acuerdo al doctor Yunier Rodríguez Otero, director del Centro de Higiene y Epidemiología a nivel municipal.

Las acciones de las autoridades sanitarias locales están encaminadas a cumplir las medidas intensivas de saneamiento, con prioridad donde la presencia del foco sea más evidente.

Tras el paso de la tormenta tropical Laura se intensificaron las acciones para combatir al dañino insecto, entre las que figuran las labores de limpieza, eliminación de escombros, aguas acumuladas y la realización del autofocal periódicamente con el fin de detectar posibles criaderos.

Redoblar el control contra el Aedes aegypti para erradicarlo es una de las tareas que se priorizan en este municipio al nordeste camagüeyano y que a mi entender es la única forma eficaz para controlar las poblaciones de mosquitos transmisores.