Nuevitas, 28 jul.- En horas del atardecer de este miércoles se prevé la llegada a Nuevitas de las dosis requeridas de la vacuna Abdala para iniciar mañana 29 el proceso de inmunización anti-COVID-19.

En ese sentido, Miriam Sotomayor Cedeño, directora del sector de Salud Pública en el territorio, en la revista informativa De Buena Tinta del telecentro Nuevavisión, destacó que ya se cuenta en la provincia de Camagüey con la cantidad necesaria del inmunógeno.

Se iniciará la inoculación por los consultorios más cercanos a la cabecera municipal, y escalonadamente se incorporará el resto, acotó.

Por otra parte, en esta etapa se incluirá a las embarazadas del segundo y tercer trimestres y a madres lactantes, las cuales deberán personarse en los vacunatorios de los policlínicos Francisco Peña Peña de Nuevitas y Décimo Aniversario de Camalote.

En un primer momento se inmunizará a los pacientes mayores de 60 años de edad y luego se incorporará paulatinamente a los pacientes con más de 19 años que cumplen con los criterios de inclusión para el proceso, especificó.

COVID-19 PRESENTE EN NUEVITAS

De acuerdo con las estadísticas nacionales publicadas por el Ministerio de Salud Pública de Cuba (MINSAP), al cierre de este martes 27, 16 nuevos casos por el nuevo coronavirus se reportan en el municipio, de los 361 del territorio agramontino.

Sotomayor Cedeño explicó que se corresponden con trabajadores de la Fábrica de Cemento 26 de Julio que se encontraban hospedados en el hotel Plata Real en Santa Lucía, así como residentes en Número Uno-Tarafa-Pastelill­o y en el Reparto 1ro de Mayo.

En los últimos 15 días se acumulan 135 positivos y la tasa de incidencia del SARS-CoV-2 ha disminuido a 219.42 por cada 100 mil habitantes.

La directiva señaló, además, que los resultados de los PCR están llegando al municipio entre las 24 y 48 horas del envío de las muestras al laboratorio.

En la importancia del aislamiento de los contactos de casos confirmados y su vigilancia en el hogar con las medidas extremas como el uso del nasobuco, la separación de los utensilios personales y su desinfección con agua clorada, insistió Sotomayor Cedeño.