Nuevitas, 10 jun.- A partir de un mejor aprovechamiento de las potencialidades locales Nuevitas trabaja para sustituir importaciones y sumar nuevos rubros a sus renglones exportables, entre los que resaltan el carbón vegetal, la miel de abejas y los servicios de cabotaje de Puerto Tarafa.

Daimarelis Paz Bonilla, coordinadora de Programas y Objetivos de la Economía del Consejo de la Administración Municipal, argumentó que este territorio también labora por que se abran a las exportaciones los proyectos de desarrollo local activos con sus novedosas prestaciones.

La disponibilidad de áreas cultivables, las capacidades fabriles y la existencia de industrias de materiales de la construcción destacan, igualmente, entre las posibilidades propias que deben ser mejor gestionadas.

Nuevitas cuenta con riquezas aún sin explotar como la posibilidad de la Salina El Real en la playa Santa Lucía para procesar la Artemia, género de crustáceos empleado en la alimentación del camarón y la langosta, además de la obtención de fango salino para el tratamiento de enfermedades en la piel, obtenciones que permitirían el ahorro de divisas al país.

Ejemplo de lo que puede hacerse fue la fabricación en el territorio de toberas para los filtros de la potabilizadora durante las tareas de recuperación de los dos módulos originales de la planta.

La iniciativa sustituyó importaciones pues en el mercado internacional cada uno de esos dispositivos tiene un valor entre 40 euros y 50 euros, mientras que el costo de producción aquí por unidad resultó de 60 pesos cubanos.

La economía lugareña, caracterizada por su encargo agrícola e industrial, está llamada este 2021 a perfeccionar sus indicadores, requisito indispensable para avanzar en el proceso de ordenamiento monetario y cambiario emprendido en Cuba.