La Habana, 20 dic.- El Ballet Nacional de Cuba (BNC) festeja hoy el centenario del nacimiento de Alicia Alonso con una gala de homenaje en la cual compartirá escena con otras grandes compañías de danza del país.

El espectáculo, en el Gran Teatro de La Habana Alicia Alonso, comenzará con fragmentos del segundo acto de Giselle y seguirá con escenas de otro clásico: Carmen, en coreografía de Alberto Alonso.

La novedad de la temporada estará dada por el estreno mundial de Unto The End, We Meet (Hasta el final, nos encontramos), coreografía del norteamericano Kyle Abraham, quien viajó especialmente a La Habana para montarla sobre música de Arvo Pärt.

Además, el BNC interpretará el pas de deux del tercer acto de Don Quijote y Tema y Variaciones, de George Balanchine, con partitura de Piotr Ilich Chaikovski.

En esta función, la compañía Malpaso estrenará Nana para un Insomnio, coreografía de Daile Carrazana, con música de Jordi Sabate sobre la original de Bola de Nieve.

Por su parte, Danza Contemporánea de Cuba cerrará la gala con Mambo 3 XXI, creado por George Céspedes.

Con tres galas compartidas por varias compañías de danza del país, el BNC propuso celebrar el centenario del nacimiento de Alonso, una de sus principales fundadoras e inspiración de generaciones de artistas dentro y fuera de este país.

Al mismo tiempo, este domingo, la Orquesta Sinfónica Nacional rendirá tributo a Alonso con un concierto en la sala Covarrubias del Teatro Nacional de Cuba, y sobre las fachadas de diferentes edificaciones de La Habana se proyectarán imágenes fílmicas de interpretaciones de la bailarina en sus más famosos personajes.

Intelectuales y artistas protagonizarán el homenaje de mañana, 21 de diciembre, para conmemorar por primera vez el Día Iberoamericano de la Danza, declarado para resaltar el centenario de su nacimiento.