La Habana, 17 jun.- El primer ministro de Cuba, Manuel Marrero, insistió en la necesidad de cumplir de manera efectiva la limitación de movilidad de personas hacia y desde La Habana, para enfrentar la pandemia de la COVID-19.

Al presidir la segunda reunión ampliada del grupo temporal de trabajo de la capital cubana para la prevención y control del coronavirus SARS-CoV-2, causante de esa enfermedad, Marrero indicó reforzar el trabajo persuasivo con las personas que se trasladen a las playas y recordó que está prohibido el acceso a esas áreas en esta etapa de lucha contra el mal.

El jefe del gobierno reiteró la pertinencia de fortalecer las estructuras de control sanitario desde los municipios.

Por su parte, el ministro de Salud Pública, José Ángel Portal, informó en el encuentro que a pesar de la disminución de casos confirmados con la Covid-19 en esta ciudad en las últimas semanas, existe aún una alta tasa de transmisión.

Resaltó, asimismo, la buena marcha del proceso de intervención sanitaria con los candidatos vacunales antiCOVID-19 de Cuba, e instó a cumplir los protocolos sanitarios establecidos para el combate a la pandemia.

De acuerdo con la televisión nacional, la reunión se centró en el análisis del cumplimiento de las medidas restrictivas y el avance de la intervención sanitaria en grupos y territorios de riesgo que se lleva a cabo en la capital cubana.