Camagüey, 18 may.- La Unidad Empresarial de Base Conservas de Vegetales, en Camagüey, fomenta el encadenamiento con bases productivas y campesinos con el objetivo de asegurar y ampliar la materia prima para los distintos procesos industriales.

Rugni Díaz Duro, director de la entidad, citó el vínculo con una docena de cooperativas en Camalote, perteneciente a Nuevitas, cuyos productores venden directamente a la industria conservera ubicada en esa demarcación.

Igual ocurre con campesinos del municipio de Florida como Griceris Armando González, quien desde la finca La Conchita tributa mango y guayaba para su procesamiento y se siente estimulado monetariamente.

En varias ocasiones la dirección del país ha insistido en la importancia de los encadenamientos productivos a partir de las potencialidades locales, como ocurre en este caso, para un mejor aprovechamiento de los recursos propios.