Dedican este año en Nuevitas Jornada por la Cultura Cubana a Isabel Font Sablón, la instructora de Artes Plásticas de la casa de la cultura Gertrudis Gómez de Avellaneda.Oct, 2020.- Allí, en su villa de pendientes y brisa de costa, decidió echar raíces una artista. Se llama Isabel, pero podría llamarse cielo, arena, espuma...

Cuentan que cuando era niña nunca prefirió juguetes, sino lápices de colores. Una vez, tomó un pincel y encontró sus alas. Se envolvió en el ritual sublime de una paleta y supo que plasmar su alma en un cuadro era el sentido de existir.

Hizo un trazo libre, se le asemejó a un pétalo. Hizo otros y le brotó una flor. Sin poder desprenderse de sus encantos decidió llenar de colores la vida de sus paisanos y en cada una, como abrazando lo más autóctono con sus delicadas formas, está Nuevitas.

Todavía anda Isabel en su vuelo. Toma la mano inquieta de un pequeño y la guía, como quien regala un talento para que renazca con brío.

Por ahí la ven rodeada de virtuosos que convierten lo olvidado en arte, y a ellos se suma con la sensibilidad que le brota por cada poro, porque no se define artesana, pintora, dibujante... ella solo retrata la vida como mejor sabe hacerlo.

En enseñar, instruir lo bello, también encontró la esencia para que su obra perdure, aunque Isabelita no pertenece a un solo tiempo. Ella reaparece, en todas partes, convertida en flor.

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar