La Habana, 11 sep.- La conmemoración del Día de los Mártires del Servicio Exterior de Cuba rememora hoy en la isla las numerosas agresiones al personal e instalaciones diplomáticas, promovidas por la política hostil del gobierno de Estados Unidos.

El 11 de septiembre de 1980, el diplomático Félix García, acreditado en la Organización de Naciones Unidas, murió ametrallado por un confeso terrorista de origen cubano en la ciudad de Nueva York.

El autor del disparo fue identificado como Eduardo Arocena, dirigente de la organización de ultraderecha cubanoamericana Omega 7, que durante años operó en la nación norteña con total impunidad.

Cuatro décadas después, la fecha recuerda una larga lista de acciones contra funcionarios diplomáticos de la mayor de las Antillas en el extranjero.

Durante la celebración del 60 aniversario del Ministerio de Relaciones Exteriores, el presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel exaltó la entrega de quienes enfrentan las políticas de Estados Unidos contra Cuba, no solo en el terreno diplomático, pero especialmente en él .

Tras rememorar su homenaje a Jesús Cejas y Crescencio Galañena, diplomáticos cubanos víctimas de la Operación Cóndor en Argentina, el mandatario enalteció a las víctimas del terrorismo de estado por sus ideales.

“Las flores que pusimos en el memorial argentino fueron también un homenaje a la larga lista de todos los que en estos años sufrieron sin miedo cualquier tipo de amenazas y agresiones por su firme entrega al ideal revolucionario del pueblo cubano”, dijo.

De acuerdo con cifras oficiales, más de mil 500 cubanos han sido víctimas directas del terrorismo de estado en diversas partes del mundo.

Entre estas, sobresalen los perjuicios al personal cubano en territorio estadounidense, donde el 30 de abril de este año, un hombre de origen cubano abrió fuego contra la sede diplomática de Washington, acto señalado como terrorista por las autoridades de La Habana.

El canciller cubano, Bruno Rodríguez, calificó como silencio cómplice la respuesta del Departamento de Estado de ese país ante ese hecho.

“No podría nadie olvidar la larga y cruenta historia de terrorismo contra las misiones diplomáticas de Cuba en los Estados Unidos y contra sus funcionarios”, aseguró en rueda de prensa.

El servicio exterior de la República de Cuba tiene 11 mártires, asesinados violentamente por grupos terroristas, uno de ellos en 1980 en una avenida céntrica en Queens, en la ciudad de Nueva York, denunció en alusión a Félix García.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar