La Habana, 5 ago.- El primer ministro de Cuba, Manuel Marrero, destacó hoy el apoyo popular a las medidas adoptadas por el país para incrementar el enfrentamiento a las ilegalidades.

'Percibimos con satisfacción la reacción espontánea de la población en apoyo a las acciones de los grupos de enfrentamiento al actuar de coleros, acaparadores y revendedores', escribió en su cuenta de Twitter el jefe de Gobierno.

La víspera las autoridades de la isla convocaron a combatir, desde todas las organizaciones de la sociedad civil, la proliferación de fenómenos como la venta de puestos en las filas, el acaparamiento y reventa de productos de primera necesidad.

El presidente Miguel Díaz-Canel llamó a defender la legalidad con apoyo en la justicia, durante una intervención ante el Consejo de Ministros retransmitida por la televisión nacional.

'El problema no es quien hace la cola (fila), sino el que la hace para desarrollar una actividad económica ilícita en detrimento del pueblo; son aquellos que lo hacen para lucrar, acaparar, revender y estafar al pueblo', señaló.

El mandatario resaltó que las medidas adoptadas responden a una solicitud de la ciudadanía, que pidió ser más enérgicos con 'los parásitos sociales que no aportan a la sociedad y buscan enriquecerse a costa de los demás'.

Desde el Gobierno quedó aprobado, y ya se implementa, un plan contra estas conductas, el cual incluye 166 acciones e identifica a nivel territorial más de dos mil 700 escenarios, entre ellos tiendas, centros comerciales y farmacias, explicó el primer ministro en el programa Mesa Redonda.

Marrero añadió que en los análisis precedentes a la decisión, el primer secretario del Partido Comunista de Cuba, Raúl Castro, indicó la pertinencia de la participación activa de la población, así como la preparación previa del personal seleccionado para integrar los grupos de enfrentamiento.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar