Feb, 2020.- La importancia de un sitio arqueológico tiene mucho valor, y de su cientificidad se da por sentado. Algo parecido sucedió con la actual Nuevitas, cuando su historia se remonta a muchos años atrás.

Todo empezó poco tiempo después de realizados algunos hallazgos en el sitio nombrado por El Chorrito, muy cerca del lugar conocido como Punta del Guincho, en la bahía de Nuevitas, que había aportado múltiples evidencias indicativas de que este fue el lugar donde se fundara entre 1514 y 1515 la otrora villa de Santa María del Puerto del Príncipe hoy ciudad de Camagüey, dados a conocer en una conferencia sobre los descubrimientos de Rodolfo Payarés por esa zona.

La hasta entonces inédita disertación se llevó a cabo en amplios salones del antiguo edificio de La Colonia Española, convertida actualmente en Casa de la Cultura y en la que los principales ponentes fueron Payarés, José Manuel Guarch Delmonte y Manuel Rivero de la Calle.

Rodolfo Payarés nació en Camagüey, el 22 de octubre de 1922, y recibió los cursos de superación del Departamento de Antropología en 1964 el básico, en 1967 el medio y en 1970 el superior.

Mientras José Manuel Guarch Delmonte, nació en Camagüey el 2 de marzo de1931. Especialista en Ciencias Arqueológicas y Manuel Rivero de la Calle en Esmeralda, en la provincia de Camagüey, el 5 de abril de1926. A los 17 años realizó excavaciones con el historiador, poeta y arqueólogo Felipe Pichardo Moya, pocos años más tarde ingresó en la Sociedad Espeleológica de Cuba, en tanto en 1949 obtuvo el título de Doctor en Ciencias Naturales en la Escuela de Ciencias de la Universidad de La Habana.

En la década de los cincuenta del pasado siglo XX trabajó como profesor en la Escuela de Artes y Oficios de Trinidad, en el Instituto de Segunda Enseñanza de Santa Clara y en la Universidad Central Marta Abreu de Las Villas; en esta impartió cursos de antropología desde 1952 hasta 1958.

En la reunión comentada PA la derecha, la imagen de la bahía desde la ensenada de El Chorrito que cierra a lo lejos con la Punta del Guincho.ayarés hizo hincapié en haber encontrado un sitio aborigen cronológicamente anterior a la ocupación hispana, él, afirmaba que el 1ro de julio de 1964 se disponía a realizar los reconocimientos en el terreno y Enrique Cirules (también participante en aquella conferencia) le mostró un hacha típica aborigen y algunos fragmentos de cerámica que había encontrado en sus caminatas; este hecho lo predispuso probablemente a encontrar un asentamiento aborigen.

Aquella noche memorarle en la antigua Colonia Española se expusieron en diapositivas de celuloides, a través de los proyectores existentes, las muestras de hachas, coas, conchas, cerámica y porcelana propia de la Europa del siglo XVI.

En la actualidad, a la mente de los más interesados en la tradición lejana y que pudieron asistir a tan significativas tertulia quedó la impronta que dejó en todo aquel primer asomo la indicación e importancia de tan relevante sitio histórico, del cual hay testimonios en el Museo de Nuevitas.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar