Camagüey, 30 dic.- El turismo es uno de los sectores clave definidos en la Estrategia Económico- Social para el desarrollo del país, y en ese sentido Camagüey posee numerosos atractivos que pueden explotarse aún más, tanto en la playa Santa Lucía, como en la Ciudad de los Tinajones.

Indudablemente, la Covid-19 impactó de manera negativa en el 2020, con una reducción significativa de la operación turística, aunque como aspecto favorable sobresale el aprovechamiento de ese impasse para las reparaciones y mantenimientos y la ejecución de procesos inversionistas.

Yunesky Canteli González, delegada del Ministro del Turismo en la provincia, explicó que en la actualidad el principal cliente es el mercado interno, y algunos extranjeros que arriban desde el exterior por el aeropuerto de Holguín, aunque para el futuro se espera comercialización directa con el turoperador ruso Pegas Touristik.

En las inversiones se ha avanzado en las bases de los ómnibus de Transtur, en el delfinario y otras obras; mientras que se concluyó el hotel E San Juan de Dios, del Grupo Cubanacán, en espera de la prestación de servicios cuando las condiciones epidemiológicas lo permitan, y con ello, el arribo de turistas.

Referido a las reparaciones y mantenimientos, lo más significativo resulta el cambio de imagen de instalaciones de la sucursal extrahotelera Palmares, y para el cercano calendario se accionará en la infraestructura de la Empresa Provincial de Campismo Popular y en las habitaciones fuera de orden del hotel Brisas Santa Lucía.

Canteli González también elogió el aporte de los trabajadores del turismo al combate a la Covid-19, con apoyo incondicional y responsabilidad. En ese sentido sobresalen los que laboran en los hoteles Isla de Cuba y Puerto Príncipe, ambos de Islazul, los cuales acogen a los profesionales de la salud para que venzan su cuarentena, luego de la atención a los pacientes; y por otro lado, recordó que como centros de aislamiento fungieron los campismos.

En los últimos meses se han rediseñado las operaciones en instalaciones hoteleras y extrahoteleras, y se han incluido los protocolos derivados de la Covid-19, por lo que se han modificado los estilos de vida y de atención al cliente, con el cumplimiento de las medidas higiénico-sanitarias, tal y como lo avala la certificación de Turismo más higiénico y seguro, concedida a las instalaciones luego del examen riguroso y la aprobación, de conjunto con las autoridades del Ministerio de Salud Pública.

Con la nueva normalidad, brindan servicios el Club Amigo Caracol- aunque ya había comenzado progresivas prestaciones con la etapa de recuperación en el verano- y el Brisas Santa Lucía; y se suman el Santa María y el patio de El Colonial, en la ciudad, con ofertas gastronómicas; así como varios de Islazul, como el Plaza y el Camagüey.

El incentivo del turismo foráneo, el incremento de las ventas online, el estímulo a los vuelos directos al destino Camagüey, la recuperación de habitaciones fuera de orden, y el mayor vínculo con la Universidad, son algunas de las prioridades para el 2021.

La delegada del Ministro del Turismo en la provincia, agregó a las anteriores, elevar la comercialización del mercado interno, la recuperación en la ciudad de la modalidad de circuitos, el incremento de las ofertas comerciales y extrahoteleras en Santa Lucía, y el fortalecimiento de los encadenamientos productivos con entidades del territorio.

Tal y como se define en la Estrategia Económico- Social, el turismo continúa siendo locomotora para el desarrollo del país, y existen potencialidades por aprovechar en función de proveer bienes y servicios competitivos y de calidad para satisfacer la demanda, a lo que se une la importancia de captar divisas para la economía.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar